12 de mayo de 2011 01:45 AM
Imprimir

El USDA dio a conocer sus primeras estimaciones para la próxima campaña

El informe de Oferta y Demanda Mundial publicado hoy por el USDA presentó para el próximo ciclo un recorte de inventarios finales de soja y trigo en los Estados Unidos, en tanto que los de maíz reflejarían una recuperación. En Argentina se espera una caída de la producción de trigo (de 15 a 13,5 millones de toneladas), un alza en soja (de 49,5 a 53 millones) y también en maíz (de 22 a 26 millones).

El organismo dio a conocer sus primeras proyecciones para el próximo ciclo. De soja y trigo para EEUU espera un recorte de inventarios finales, en tanto que los de maíz reflejarían una recuperación. En cuánto a la campaña actual estadounidense el USDA aumentó los stocks finales tanto de soja (más de lo esperado) y de maíz (se esperaba una reducción), y dejó sin cambios los de trigo. En Argentina se espera para la próxima campaña una caída de la producción de trigo (de 15 a 13,5 millones de toneladas), un alza en soja (de 49,5 a 53 millones) y también en maíz (de 22 a 26 millones), aunque dejó sin cambios las estimaciones para la campaña 10/11.Soja Campaña 2010/2011 El informe de Oferta y Demanda Mundial publicado hoy por el USDA presentó alzas de los stocks finales de la campaña de soja 2010/2011, incluso por encima de lo que esperaba el mercado. La variación se explica principalmente por una reducción de las exportaciones estadounidenses. En cuánto a la soja de la campaña 2010/2011 la estimación de producción de Brasil se elevó de 72 a 73 millones de toneladas, la estimación para Argentina no tuvo cambios y permanece en 49,5 millones. Los stocks finales a nivel global quedaron en 63,8 millones de toneladas, 2,9 millones más respecto al mes anterior, de esta manera la relación stocks/consumo quedó en 5,1%. Soja Campaña 2011/2012 Para la campaña de soja 2011/2012, el USDA estimó que los Estados Unidos tendría una reducción en su producción respecto a la campaña anterior (89,4 millones de toneladas vs. 90,6), como consecuencia de una leve caída en el área implantada y en los rindes. La menor disponibilidad sería parcialmente compensada por una caída tanto en las exportaciones como en el consumo doméstico (aunque la molienda aumentaría). Todo lo anterior llevaría a que los stocks finales esperados se reduzcan en un 5,9% en comparación al ciclo 10/11, dejando una relación stocks/consumo de 4,8%. Por otro lado se espera un incremento en el precio promedio pagado al productor. En Argentina se espera una mayor producción, alrededor de 53 millones de toneladas, debido al aumento del área sembrada y de rindes. Para Brasil, en cambio, la proyección marca un leve recorte a 72,5 millones de toneladas. Por último se espera a nivel global, una cosecha mayor en 1,3 millones de toneladas, que será más que compensada por el creciente uso para molienda. Este factor se estima que hará reducir los inventarios sobre el final de campaña.  Maíz Campaña 2010/2011 Para la Campaña de Maíz 2010/2011 el único cambio que presenta Estados Unidos respecto al mes anterior, es la caída de las exportaciones, que se tradujo íntegramente en un aumento de los inventarios finales, cuando se esperaba un recorte de los mismos. El ratio stocks/consumo quedó de esta manera en 5,4%, el cual si bien mejoró respecto al informe anterior, es el más bajo desde la campaña 1995/96. En lo que respecta a maíz para Brasil y Argentina, el organismo dejó sin cambios las estimaciones de cosecha para los dos países. Brasil permanece en 55 millones de toneladas y Argentina en 22 millones. A nivel global, durante el ciclo los inventarios cayendo 23 millones de toneladas, con una producción que fue levemente superior a la del ciclo 09/10 pero con un importante incremento de la demanda. Maíz Campaña 2011/2012 El USDA espera, para Estados Unidos, un aumento en la producción de 27 millones de toneladas para el nuevo ciclo. Esto se debería a un crecimiento del área implantada y también de los rindes (99,6 qq/ha, mayor al 95,9 qq/ha de la campaña 10/11 pero menor al 101,5 qq/ha del Forum de febrero, consecuencia del retraso que evidencia la siembra). Si bien el incremento de la cosecha sería significativo (marcaría un nuevo récord histórico), se compensa en buena parte con el menor acarreo inicial (el más bajo en 15 años). El uso para forraje caería levemente, en tanto que para la industria del etanol aumentaría a 128,3 millones de toneladas (+1,3 millones). La variación más significativa por el lado de la demanda se daría con las exportaciones, ya que disminuirían en 2,5 millones de toneladas por el aumento de la disponibilidad mundial. Con todo lo anterior, los stocks finales aumentarían en 4,3 millones de toneladas para quedar en 22,85 millones (una relación stocks/consumo de 6,7% que en términos históricos sigue siendo baja). El precio promedio que recibirían los productores alcanzaría un nuevo récord. En cuánto respecta a Argentina se prevé que la producción alcance las 26 millones de toneladas (+4 millones), a la vez que no se esperan cambios en la zafra de Brasil (22 millones). Además del nuestro, otros países que verían importantes incrementos en sus zafras serían China, Rusia, Ucrania, México, además de la Unión Europea en conjunto. A nivel global la cosecha aumentaría en 52,5 millones, lo cual más que compensaría el menor acarreo inicial de existencias (-23 millones). Se espera un mayor consumo mundial para forraje, y los stocks finales terminarían aumentando en 7 millones de toneladas.  Trigo Campaña 2010/11 El Departamento de Agricultura norteamericano dejó sin cambios respecto a abril las estimaciones de trigo para su país. De este modo, los stocks finales quedaron en 22,8 millones de toneladas, los cuales si bien son menores a los del ciclo 09/10, se encuentran por encima del promedio histórico. Los stocks finales a nivel mundial se redujeron en 600 mil toneladas, a partir de una revisión a la baja de los inventarios iniciales y al alza del consumo, parcialmente compensada con un incremente de la producción. La cosecha argentina se mantuvo sin cambios en 15 millones de toneladas, con un volumen destinado al mercado externo de 8,5 millones. Trigo Campaña 2011/2012 El menor acarreo desde el ciclo pasado (-3,7 millones de toneladas) y la caída en la producción que se espera (-4,5 millones, consecuencia del daño que el clima seco provocaría sobre el trigo duro de invierno en los estados de Colorado, Kansas, Oklahoma y Texas) harían que la disponibilidad para la campaña 11/12 en Estados Unidos quede 8,2 millones por debajo de la del período anterior. La menor oferta sería parcialmente compensada por una caída en el uso forrajero (-1,4 millones) y por la demanda externa (-6,1 millones, a partir de la mayor competencia desde la zona del Mar Negro), todo lo cual provocaría una caída en los inventarios finales cercano al millón de toneladas. Al igual que ocurre con soja y maíz, también se espera un incremento en el precio promedio pagado al productor. A nivel global se espera un incremento de la producción de 21 millones de toneladas que prácticamente alcanzaría para cubrir la creciente demanda por el cereal. De este modo, al final del ciclo se espera que los inventarios se reduzcan en 1 millón de toneladas, cuando en la campaña anterior el ajuste fue de 14 millones. Los principales cambios positivos de cosecha se darían en Rusia (+11,5 millones), Kazajstán (+5,3 millones), India (+3,2 millones), Canadá (+2,8 millones), la Unión Europea (+2,8 millones), Brasil (+1,1 millones), norte de África (+3 millones) y Ucrania (+2,2 millones), aunque también hay que tener en cuenta la caída que se espera en EEUU (-4,5 millones), Argentina (-1,5 millones para quedar en 13,5 millones) y Australia (-1,5 millones).
 

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *