19 de mayo de 2011 08:08 AM
Imprimir

Brasil Foods disputa con regulador antimonopolio sobre liquidación de marcas

Brasil Foods SA está dispuesta a vender sus pequeñas marcas de comida afin de acabar con toda inquietud del Consejo Administrativo de Defensa Economica (CADE), que la fusión de Perdigão y Sadia perjudicaría la competencia en el sector. Las dos marcas estarían a cargo del 70% de las ventas de carnes congeladas en Brasil, según el CADE. Sin embargo, la empresa alimenticia se negó la semana pasada a renunciar a dichas marcas.

Esta noticia la reportó el portal Valor Econômico.Brasil Foods alega que ni la clase media saldría afectada por la fusión, y que la eficiencia de las empresas ayudaría a bajar los precios para los consumidores.Ellos destacaron que estarían dispuestos a vender las pequeñas marcas de carne congelada, así como Wilson y Resende. Aún así, los desacuerdos siguen en pie.El CADE declaró que el mercado de pavo puede estar en riesgo. Un estudio económico de Brasil Foods SA indica que Sadia y Perdigão ocupan el 11% de las ventas de pavo congelado de Brasil. Analistas de la indústria dijeron a Valor Econômico que el CADE probablemente no va a poder detener la fusión entre Sadia y Perdigão, sin embargo, alegan tener razones legítimas para cuestionar el futuro de Brasil Foods SA.El año pasado, si se hubiera fusionado dentro de Brasil Foods SA, los dos procesadores de carne habrian quedado en tercer lugar en el país de exportadores con EE.UU., con US$4,41 mil millones en ventas, sólo detrás de los principales productores de energía, Vale y Petrobras.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *