21 de mayo de 2011 00:27 AM
Imprimir

Cosechas inciertas y valores volátiles

El clima está complicando la producción de cereales.

Tras la difusión por parte del USDA de las primeras proyecciones de oferta y demanda mundial para la campaña 2011/12, los precios de los principales granos en Chicago comienzan a recuperar parte del terreno perdido. La plaza maicera ya pareciera haber digerido las mayores existencias finales anunciadas.Ahora, el mercado vuelve a concentrarse en la crítica evolución de las siembras en EE.UU. Si bien durante los últimos 15 días el avance de las mismas fue impresionante (más de 18 millones de hectáreas), hay ciertos estados donde el progreso de las labores no corre la misma suerte, debido a los persistentes excesos hídricos. En Dakota del Norte, Indiana y Ohio, por ejemplo, sólo se ha implantado la cuarta parte del área, frente a un promedio histórico del 65/70%.Teniendo en cuenta que las siembras deberían concluir hacia el 1º de junio, la sostenida recuperación de los precios en Chicago pareciera justificada. La crítica situación de las reservas mundiales y estadounidenses de maíz y de granos forrajeros no dan margen ni a la demora ni al error.Si bien en trigo los stocks mundiales son mucho más holgados, el cuadro productivo internacional 2011/12 también es preocupante. En los EE.UU., el trigo de invierno ha sido gravemente afectado por la sequía y la siembra de la variedad de primavera muestra una histórica demora por los excesos de agua, circunstancia que también esta afectando a Canadá. Al mismo tiempo, la falta de lluvias castiga la cosecha en las principales zonas de Europa. Por ahora, y en estas condiciones, los precios mundiales del trigo no pueden hacer otra cosa que seguir a los del maíz.Para la soja, en cambio, la renovada fortaleza de sus precios es bastante más difícil de explicar. La demora en las siembras estadounidenses no es aún un tema de crítica preocupación, al tiempo que la escasa demanda de exportación sobre dicho país, diluye expectativas. En tal sentido, la persistente debilidad de las compras chinas ya comenzó a llamar la atención de los traders . Van tres meses consecutivos en que las compras chinas se ubican por debajo de las de similar fecha del año previo. Nunca se había dado un fenómeno similar en las últimas campañas y es muy probable que ello obedezca al aumento de las reservas chinas. Las mismas, que alcanzarían para abastecer la molienda entre 4 y 5 meses, les dan a los compradores un margen de maniobra adicional, lo cual pasa a convertirse en un nuevo factor a ponderar en la plaza sojera.Momentos críticos Desde ahora, y hasta mediados de agosto, atravesaremos las etapas críticas en la definición de la futura oferta granaria del hemisferio Norte. Ello determinará en gran medida las futuras perspectivas de los precios. Al respecto, todo tiende a indicar que si llegaran a cumplirse las expectativas productivas planteadas por el USDA, los actuales valores difícilmente se sustenten en el tiempo. Pero, debido a que el cuadro de oferta internacional sigue mostrando limitaciones, el eventual "afloje" de los valores será más estacional que estructural. Los riesgos más importantes que enfrentan los precios granarios no están tan asociados al devenir de las cosechas, como a las incertidumbres del escenario macroeconómico global.La mejor sugerencia para los productores argentinos es aprovechar la alta volatilidad para realizar coberturas flexibles. Las mismas pueden ser vía venta local con compra de calls en Chicago o con la escasa y difícil compra de puts en el nivel local. Más allá de las acechanzas que pueda presentar hacia adelante un sistema de comercialización con crecientes deterioros, la relación insumo/producto de los principales cultivos es históricamente favorable de cara al ciclo 2011/12.Daniel Miró
El autor es presidente de Nóvitas SA

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *