11 de diciembre de 2009 14:04 PM
Imprimir

Uruguay  –    Presentaron interesantes resultados a partir de subproductos del biodiesel y la caña de azúcar

La Estación Experimental "Dr. Mario A. Cassinoni" (Eemac) de Facultad de Agronomía, presentó en la víspera interesantes resultados obtenidos a través de la utilización de subproductos del biodiesel y la caña de azúcar, en la jornada de difusión sobre utilización de subproductos agroindustriales en alimentación animal.

Los participantes de la actividad observaron los experimentos en ejecución con trabajos en el campo sobre utilización de subproductos agroindustriales. Se visitó un experimento de alimentación de terneras Holando con ensilaje de sorgo suplementadas con activadores biológicos.
Precisamente la utilización de subproductos es un área en la que Facultad de Agronomía y en especial el ingeniero agrónomo Pablo Chilibroste tiene antecedentes importantes. Comenzó en su momento con la pulpa de citrus cuando la industria citrícola “no tenía muy claro su uso. La probamos en seco”, señaló el profesional en diálogo con EL TELEGRAFO.
“Después se trabajó con el suero de leche, con productos del procesamiento que hace Calagua. Hemos evaluado subproductos de la cebada cervecera, un lote de malta en acuerdo con la industria láctea sanducera PILI”.
Recordó que en su momento “dimos por concluido esa fase y ahora retomamos dos subproductos que son importantes. Uno es darle un destino al glicerol o glicerina, dependiendo de cómo se componga el producto, pero es un subproducto de la producción de biodiesel”.
Comentó que la producción de biodiesel está aumentando en Uruguay, rn esencia producida a partir de oleaginosa (girasol o soja).
En el proceso de producción de biodiesel se producen subproductos que tienen un contenido muy alto de glicerol, que en la medida que se desarrolle el proyecto que tiene Alur de producir grandes volúmenes de biodiesel, “ese subproducto pasará a ser muy importante”.
Chilibroste aclaró que se pretende “ganar tiempo y tener respuestas para los productores y la posibilidad de integrar ese producto en la alimentación animal”. Recordó que “ya hicimos un experimento este año y ayer se mostraron los resultados del mismo”.
Caña de azúcar
También se comenzó con ALUR a ver alternativas para el uso de subproductos del procesamiento de la caña de azúcar. Clásicamente la gente sabe sobre el uso de la melaza.
“Nosotros queremos ir un paso más y estamos elaborando productos, cuya función principal va a ser estimular el uso de un subproducto de baja calidad”, dijo.
Citó como ejemplo, que si a un animal “le damos paja de trigo, de cebada o ensilaje de sorgo de planta entera, su capacidad de consumo es limitada. Estamos buscando suplementos que nos mejoren mucho la posibilidad de utilizar esos subproductos. O sea que el suplementar, nos genere mayor consumo y mejor eficiencia de utilización de esos alimentos de mala calidad”.
Resultados
Sobre el particular “tenemos algunos resultados alentadores en este proyecto conjunto que llevamos adelante con ALUR”, según el reconocido técnico de la Eemac.
Está pensado para el sector ganadero “pero nosotros lo vemos muy interesante para el sector lechero”, dijo Chilibroste.
Por tal motivo una de las pruebas presentadas al público que participó de la jornada fue de terneras Holando nacidas este año (entre seis y ocho meses de edad). El trabajo se inició con 150 kilos de peso vivo promedio en una categoría que habitualmente es muy problemática para los lecheros.
Las pruebas se basan en ensilaje de sorgo y distintos tipos de estos suplementos. “La buena noticia es que con cantidades relativamente bajas de estos suplementos, que no son otra cosa que mezcla de subproductos de afrechillo de trigo y de arroz, melaza y alguna suplementación mineral, etcétera, estamos hablando de ganancias de peso en el orden de 750 gramos por terneras de esas características”.
Las terneras que están solo con ensilaje de sorgo no llegan a 40 o 50 gramos de ganancia diaria, lo cual era esperable porque ya conocíamos esa respuesta y con este tipo de material estamos logrando ganancias muy satisfactorias, inclusive pensando en servicio a los 14 ó 15 meses de edad, o sea mayo o junio del año que viene”.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *