11 de diciembre de 2009 18:14 PM
Imprimir

Sistema Mixto Bovino – Ovino se Proyecta como Interesante Alternativa en Chile

El sistema de producción mixto, en el que conviven en un mismo potrero bovinos y ovinos, que está siendo evaluado por el Instituto de Investigaciones Agropecuarias (INIA), se proyecta como una interesante alternativa productiva y económica en la zona sur de Chile.

Esta es una de las principales conclusiones que se dieron a conocer en un día de campo realizado ayer en el predio Agua Fría, de propiedad del empresario agrícola, Peter Berger, ubicado en la Ruta V 230, a 21,5 , kilómetros del cruce Totoral hacia la ciudad de Fresia.En la ocasión, el investigador de INIA Remehue a cargo de este proyecto, Nolberto Teuber, expuso los resultados de la primera temporada de investigación, señalando que además de lograr una mejor rentabilidad que la producción bovina, en esta primera temporada, el sistema mixto ofrece una serie de ventajas como por ejemplo un aprovechamiento más uniforme de la pradera, ya que las ovejas y corderos consumen los residuos que los bovinos no se comen, lo que hace más eficiente la utilización del recurso forrajero, que es la principal fuente de alimentación del ganado en la zona sur de Chile.Además, indicó que, aunque en los primeros días ambas especies se deben adaptar a estar juntas, este período es muy breve y luego de un par de días logran convivir sin ningún problema.Añadió que, otra ventaja anexa es que los bovinos contribuyen a disminuir los ataques de depredadores como el puma, que en muchos sectores, es una de las mayores causas de pérdidas en planteles ovinos.De acuerdo con los resultados económicos dados a conocer en la actividad, la mayor rentabilidad en este predio de 350 hectáreas, se obtiene con la producción ovina intensiva –en la que se logra una carga de 22 ovinos por hectárea- seguido por el sistema mixto bovino-ovino y luego la producción bovina, que corresponde a engorda de novillos en base a praderas, con una fase de término con granos y suplementos.Este trabajo de investigación y transferencia tecnológica del sistema mixto bovino-ovino, que está realizando el INIA, se enmarca en las actividades del Consorcio Ovino, que reúne a 6 empresas ligadas a este sector, cubriendo desde las Regiones de O´Higgins a Magallanes y considerando a las empresas ligadas al holding MB situadas en Osorno, como son: Mafrisur, Procarne y Tattersall.El gerente general del Consorcio Ovino, Juan García, explicó que este ente se formó en el año 2007 como sociedad anónima y se enmarca dentro de los llamados consorcios tecnológicos impulsados por la Fundación para la Innovación Agraria (FIA) del Ministerio de Agricultura.Agregó que “a las empresas asociadas se suma el INIA, que es la entidad tecnológica ejecutora del proyecto y el principal referente técnico en el tema ovino en Chile”.Durante el día de campo, Alfredo Cox, jefe del Proyecto Ovino de Tattersall expuso sobre las exportaciones de carne ovina chilena y los principales mercados para la producción ovina del sur de Chile.El ejecutivo de Tattersall enfatizó que existen nuevos mercados y grandes alternativas en el mundo para la carne ovina chilena, pero es necesario avanzar en algunos temas como el peso de las canales, ya que en la medida que los corderos aumentan su peso, se puede acceder a los mercados en que los precios son mejores y por ende se puede mejorar el precio pagado al productor.Patricio Urrutia, médico veterinario, administrador de la Cabaña Tattersall, exhibió los resultados premilitares del sistema intensivo de producción ovina en praderas permanentes llevado a cabo en este núcleo genético ovino y centro producción ovina ubicado en las cercanías de Osorno.Además, Peter Berger, propietario del predio Agua Fría mostró los resultados económicos de su sistema de producción de bovinos y ovinos por separado, para poder compararlos con el sistema mixto. En estos ensayos preliminares, el sistema ovino intensivo y el sistema mixto bovino-ovino, resultaron más rentables que la engorda de novillos.Esta actividad fue organizada en conjunto por el Consorcio Ovino S.A., INIA Remehue, Tattersall S.A., Mafrisur S.A. y Frima S.A.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *