30 de mayo de 2011 01:24 AM
Imprimir

Los sistemas de producción y el futuro de la nutrición

En el cierre del 10º Simposio de Fertilidad, se debatió desde tres visiones distintas (productiva, empresarial y científica); los sistemas productivos actuales y su relación con la nutrición de los cultivos.

En el marco de tan importante evento, y como cierre de dos jornadas de trabajo, se desarrolló una mesa de debate en la que se trataron temas fundamentales como la problemática agrícola, el aspecto empresarial y los avances científicos, orientados a comprender la importancia de la sustentabilidad en los modelos productivos. El Ing. Agr. Fernando Martínez, del INTA Casilda, abordó el tema del modelo productivo actual y sus problemáticas y tomando como ejemplo el caso del sur de Santa Fe aseguró que el modelo de producción vigente “subutilizar los recursos disponibles y los degrada, traslada la problemática a la sociedad porque disminuye la calidad de vida y genera un deterioro de la equidad social”.Las alternativas propuestas implican un mejor aprovechamiento de los recursos y el establecimiento de un nuevo modelo de utilización de recursos. El especialista destacó que están dadas todas las condiciones para lograrlo y afirmó que aunque el monocultivo de soja es rentable, no es bueno para nuestros suelos. “Es necesario que en la agricultura regional se utilicen nuevos indicadores diseñados para medir el grado de aprovechamiento de los recursos involucrados, del impacto que sufren esos recursos y de la eficiencia de funcionamiento, involucrando más aspectos y actores”, concluyó. Por su parte, el Ing. Agr. Santiago Lorenzatti (Grupo Romagnoli), propuso un análisis de los modelos productivos actuales en función de su impacto ambiental y en relación con todos los actores involucrados en los procesos, incluidas las empresas, las instituciones y la sociedad en general.Bio capacidadEl especialista remarcó la tendencia actual de aumento creciente de la población, y por lo tanto un crecimiento de la demanda, para la cual hay capacidad de respuesta pero con un gran costo ambiental. “La huella ecológica crece sostenidamente y podemos decir que supera la biocapacidad, lo que significa que excedemos la capacidad de producción en un 20 por ciento” afirmó y agregó que “es clave bajar la intensidad de la huella para lograr la sustentabilidad del sistema”. También destacó que el agro tiene gran habilidad y capacidad de adaptación a tecnologías y propuso generar un círculo de mejora continua estableciendo una gestión de calidad: planificar, ejecutar, verificar y actuar son los cuatro pilares.Por último planteó la necesidad de implementar buenas prácticas agrícolas y certificar esos procesos como la siembra directa, la rotación y el uso responsable de los agroquímicos, entre otros. Para concluir, el Dr. Gerardo Rubio, de la Facultad de Agronomía de la UBA y de la Asociación Argentina de la Ciencia del Suelo (AACS), estableció comparaciones entre los años 1993 y 2010 para demostrar un incremento sostenido en la producción de granos (de 38 millones de toneladas a 90 millones) y un aumento de la superficie sembrada, provocado ambos por el cultivo de soja y la adopción de nuevas tecnologías.Conocimiento continuoEl análisis inicial dio lugar, luego, a una evaluación de la ciencia aplicada a los sistemas productivos en el país y el Dr. Rubio aseguró que de 1993 a 2008 hubo un aumento de la inversión en ciencia lo que significa que “hay una expectativa favorable en la evolución del negocio agrícola porque hay generación de conocimiento continuo que permite brindar recursos y generar así evidencias científicas para solucionar problemas y mejorar los aspectos que sean necesarios”. También destacó que los pilares pendientes son la reposición de nutrientes y la rotación de cultivos. Para finalizar dos días de intensas jornadas de trabajo, los organizadores señalaron la importancia de continuar el debate sobre la nutrición de cultivos integrada al sistema de producción para lograr una producción más eficiente y sustentable en relación al ambiente, los factores socio-económicos, etc.El Simposio de Fertilidad 2011, que estuvo dirigido a profesionales de la actividad oficial y privada y a estudiantes avanzados de Agronomía, tuvo como objetivo presentar y discutir información actualizada en el manejo de la fertilidad de suelos y fertilización de cultivos en el país y el exterior. Los alrededor de 1000 participantes contaron con las presentaciones de distinguidos profesionales nacionales y extranjeros.  ¿Qué es Fertilizar?FERTILIZAR es una asociación civil sin fines de lucro formada por diferentes actores de la industria agropecuaria, cuyo objetivo es la difusión de tecnología de fertilización y nutrición mineral de cultivos y praderas, a través de la difusión de información técnico-científica adaptada a la realidad local, que explique las ventajas agronómicas y económicas del agregado balanceado de nutrientes sobre la productividad de cultivos y pasturas y sobre la fertilidad del suelo para una agricultura sustentable.  /// el dato  
 Expectativa. El tema convoca cada vez a más asistentes, ante la necesidad de implementar planteos sustentables.  Acerca de IPNIEl Instituto Internacional de Nutrición de las Plantas (IPNI) es una organización sin fines de lucro, una entidad científica enfocada en la educación agronómica y de apoyo a la investigación. IPNI comenzó a funcionar oficialmente el 1 de enero de 2007, y ha desarrollado programas en China, la India, el Sudeste de Asia, Norteamérica y América Latina, además de su reciente presencia en Europa Oriental y Asia Central y próximamente en Australia. Su misión es desarrollar y promover la información científica sobre la gestión responsable de la nutrición de las plantas para el beneficio de la humanidad. Sus miembros son empresas productoras de nutrientes para fines productivos, así como también compañías distribuidoras. www.ipni.net

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *