23 de diciembre de 2009 06:43 AM
Imprimir

España  –    Mueren otros 19 caballos en León sin una causa clara

Otros 19 caballos han perecido este fin de semana en la comarca leonesa de Laciana por una afección, que aún no está demasiado clara, los cuales se suman a otra veintena que han muerto en la zona en este mes en circunstancias similares.

Así lo ha denunciado hoy a EFE el portavoz de los Verdes de Europa en Villablino, Manuel Rodríguez, quien se ha referido a las decenas de caballos que han muerto en la zona desde el pasado 7 de diciembre.

En el Hospital Clínico Veterinario de León, se ha analizado uno de los caballos enfermos, que no llegó a fallecer, y al que se le ha diagnosticado una miositis, es decir, una inflamación muscular, sin que se sepa la causa de ellos.

Fuentes del Hospital Clínico Universitario han explicado a EFE que en los análisis clínicos se ha detectado que el animal tenía niveles ligeramente altos de la enzima AST y de la CK, que revela inflamación muscular, pero no se ha determinado el motivo.

El jefe del Servicio Territorial de Agricultura y Ganadería, Fidentino Reyero, ha asegurado a la vista de los primero análisis que los caballos de Villablino habían muerto de rabdomiolisis, una dolencia producida por falta de vitaminas y minerales y que, entre otros síntomas, provoca inflamación muscular.

Sin embargo, desde el Hospital Clínico han asegurado que de los análisis efectuados hasta ahora a los animales no han concluido que los caballos perecieran de rabdomiolisis.

Fidentino Reyero había dado este diagnóstico a los ganaderos de Villablino, a los que instó a que aplicasen a sus equinos, por vía subcutánea, cada año y por esta época, selenio y vitamina E.

Por su parte, el portavoz de Los Verdes de Europa en Laciana ha manifestado que los ganaderos que siguieron las recomendaciones del representante de la Junta no han obtenido resultados plenamente satisfactorios.

En algunos de los caballos a los que se les inyectó Selenio, aparecieron abscesos (inflamaciones) en importantes proporciones, aunque no murieron.

No obstante, tampoco perecieron otros a los que no se les aplicó el tratamiento recomendado

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *