19 de octubre de 2011 00:20 AM
Imprimir

Sin las ayudas pueden volver enfermedades erradicadas

ESPAÑA : Se trata de ''un golpe más al sector'' que ''no va a permitir el mantenimiento de muchas explotaciones''.

Las organizaciones agrarias Asaja, COAG y UPA han anunciado una protesta por los 800.000 euros que adeuda la Junta a las ocho Agrupaciones para la Defensa Sanitaria Ganadera (ADSG) de Granada, y han advertido de que eliminar las ayudas significaría ”abrir la puerta a enfermedades erradicadas”.

Así lo ha asegurado el secretario provincial de la UPA, Nicolás Chica, que ha indicado que la protesta tendrá lugar el próximo viernes ante la Delegación de la Consejería de Agricultura, y con ella se unen a las movilizaciones también iniciadas en otras provincias andaluzas por una deuda que asciende a diez millones en toda Andalucía, según sus datos.

”La legislación nacional y europea exige que todos los rebaños sean sometidos a pruebas sanitarias para comprobar su buen estado”, ha recordado el secretario provincial de Asaja, Manuel del Pino, que ha explicado que esta función antes la cumplía la Junta con recursos propios, pero desde hace tiempo la llevan a cabo las ADSG con subvenciones de la administración andaluza que cubren un 80% del coste.

Del Pino ha indicado que la Junta debe aún las ayudas correspondientes a 2010, que deberían haber sido abonadas antes de abril de este año y no saben cuándo podrán cobrar ni esa cantidad ni la de 2011, a lo que se suma que la Consejería ya les ha confirmado que las ayudas desaparecerán en 2012, han denunciado.

En este sentido, el secretario provincial de la COAG, Miguel Monferrer, ha recordado las declaraciones de la consejera de Salud, María Jesús Montero, en las que aseguró que no habría recortes en Sanidad y ha defendido que entonces ”no puede olvidar esta partida”.

”Una ADSG es casi tan importante como un hospital”, ha dicho Monferrer, que ha subrayado que enfermedades como la tuberculosis y la brucelosis han podido erradicarse gracias a estos programas de control sanitario del ganado.

Del Pino ha afirmado que se trata de ”un golpe más al sector”, que ”no va a permitir el mantenimiento de muchas explotaciones” y ha hecho referencia también a la pérdida de empleo que va a suponer y que afecta principalmente a los veterinarios.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *