29 de diciembre de 2009 07:20 AM
Imprimir

Uruguay   –    Agro aportaría al fisco 171 millones de dólares, 15 millones menos que en 2008

La recaudación fiscal del año 2009 en el sector agropecuario bajaría de 186 millones de dólares a 171 millones de dólares, según un análisis realizado por el ingeniero agrónomo Adrián Tambler, de la Opypa, que establece paralelamente que la presión fiscal aumentaría el 0,2% en relación al Producto Bruto Interno (PBI) agropecuario a causa de la variación del dólar, pasando del 6,4 por ciento al 6,6%. De todas maneras, y en términos generales, en 2009 no hubo cambios significativos en la tributación que justifiquen modificaciones en la recaudación respecto a otros años.

Debido a que la recaudación se estima en dólares corrientes, su valor está influido por la evolución del tipo de cambio en el momento que se estimó. Muchos impuestos que no se pagaron sobre el segundo semestre del año estarán incrementados en dólares, ya que se pagan en moneda nacional y sobre fines del corriente año, el tipo de cambio estuvo muy por debajo de los valores del primer semestre.
Precios bajaron 13%
Para calcular la presión fiscal sobre el sector agropecuario, se debió estimar provisoriamente el PBI agropecuario del 2009, el que tendría una sustancial reducción en dólares corrientes. Esta reducción del PBI agropecuario en moneda corriente, se da como consecuencia de una caída en los precios al productor del 13% aproximadamente, a pesar que el producto habría crecido levemente en el período considerado, según este informe de Opypa. Se estima una leve reducción del impuesto a la tierra, del orden del 2,2%.
Los impuestos a la renta en el año 2009 bajarán, en respuesta a una menor rentabilidad a los subsectores que más contribuyen con estos impuestos.
El Imeba recaudaría un 13% menos que el año anterior, pero el IRAE lo haría en un 13,6% más, esto como consecuencia de una mayor cantidad de productores obligados a tributarlo en este ejercicio, según el informe de Opypa. Importa destacar que esta cifra del IRAE es bruta y no contempla los certificados de crédito, que por concepto de IVA, Imeba o IRAE solicitan los productores que tienen saldo negativo del impuesto.
De acuerdo a la información de DGI, en el último año, los certificados de crédito solicitados por los productores del IRAE triplican los valores previos a la reforma, lo que explica por qué hay muchos contribuyentes.
Baja de impuestos indirectos
Los impuestos indirectos cayeron un 15,8%. En uno de los casos, como consecuencia de la reducción en el IVA del gasoil por menor precio del insumo. Pese a que hubo un mayor consumo de gasoil por la actividad agrícola, aumentando un 7%, el precio del insumo bajó un 17% en pesos uruguayos y el dólar promedio subió un 10%. También bajó la recaudación del impuesto municipal, porque bajaron los valores de las haciendas.
Se espera que las detracciones, en los cueros sin procesar, bajen un 31% con respecto al año anterior, como consecuencia de menores exportaciones y precios de los productos alcanzados por este impuesto.
La devolución de impuestos indirectos a las exportaciones caen un 13,9% como consecuencia de los menores precios de exportación.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *