11 de noviembre de 2011 12:29 PM
Imprimir

Allanaron oficinas del SENASA y detuvieron a policías por caso de abigeato

Por el robo de 178 animales vacunos de dos campos ganaderos en la zona de Los Chiriguanos, quedaron implicados en el caso dos veterinarios del SENASA, cuatro efectivos policiales y el administrador del establecimiento pecuario, sindicado como el principal responsable de la maniobra ilegal.

El hecho salió a la luz por la denuncia de los propietarios del establecimiento ganadero, quienes manifestaron que en los meses de Julio y Setiembre de este año desaparecieron un total de 178 animales, presuntamente trasladados a otra provincia con documentaciones apócrifas y una marca diferente a la que identifica al campo ganadero.
El juez de Instrucción y Correccional de Las Lomitas, Sergio López comenzó una exhaustiva investigación que dio sus frutos varios días después, al lograr determinar el modus operandi empleado para mover tamaña cantidad de animales, las personas involucradas y el grado de participación que le cupo a cada una de ellas.
Según la investigación preliminar, el administrador del campo registró su propia marca y señal en el transcurso de este año y valiéndose de documentaciones falsas de otros productores de la zona para poder justificar el stock y así sacar los semovientes de nuestra provincia, logró concretar el robo de los 178 vacunos pertenecientes a sus empleadores.
El abigeo estampó su propia marca y señal en los animales ajenos y a través de dos carguíos logró sacar de nuestra provincia dichos vacunos, logrando previamente la autorización pertinente extendida por las autoridades sanitarias de la zona.
El juez que está al frente de la investigación imputó al administrador del campo por el delito de abigeato, pero también involucró en la causa a dos veterinarios del SENASA, delegación Ramón Lista, los que quedaron acusados del delito de falsificación de documentos. Ambos fueron detenidos pero liberados bajo caución real.
También quedaron implicados cuatro policías de la zona porque no controlaron debidamente los animales trasladados ilegalmente. Todos quedaron imputados del delito de incumplimiento de los deberes de funcionarios públicos y actualmente se encuentran detenidos.
Ayer, el juez López allanó las oficinas del SENASA emplazadas en el Departamento Ramón Lista, y en la ocasión secuestró documentación y otras pruebas que serían de mucho valor en la investigación y esclarecimiento de este hecho.
El campo damnificado funciona como una sociedad anónima y tiene otros establecimientos ganaderos en diferentes puntos del país. En los dos campos situados en Los Chiriguanos tienen alrededor de un millar de vacunos

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *