11 de noviembre de 2011 03:46 AM
Imprimir

Empleados de Copromaneu crearían una cooperativa

La Secretaría de Trabajo de la Provincia puso sus equipos técnicos a disposición de los trabajadores para crear la cooperativa.

 

La Secretaría de Trabajo de la Provincia puso sus equipos técnicos a disposición de los trabajadores para crear la cooperativa.
 
Neuquén >
Un grupo de representantes de los trabajadores de Copromaneu junto a Edgardo Phielipp, uno de los dueños de la firma, estuvieron reunidos ayer con el secretario de Estado, Trabajo, Capacitación y Empleo de la provincia, Oscar Closs, para llegar a un acuerdo que pueda reabrir el matadero de Senillosa y así conservar el empleo del que dependen 37 familias.
La idea más viable hasta el momento es la creación de una cooperativa de trabajo. Para esto, Closs puso a disposición de los trabajadores un equipo técnico “que los guíe y ayude a conformar una cooperativa”.
Para seguir con las conversaciones en el armado de la cooperativa, el funcionario recibirá hoy nuevamente a los trabajadores. Será la tercera reunión que mantiene con el sector desde el martes, día en que recrudeció el conflicto.
“Desde nuestro lugar, y porque nos corresponde, vamos a seguir con el apoyo a los trabajadores en todo lo que podamos para que el frigorífico pueda funcionar”, manifestó el secretario de Trabajo. 
Miguel Ponce, uno de los empleados, aseguró que el “armado de una cooperativa es la única opción que nos queda, ya que las otras ideas que ofrecimos no prosperaron”.
Los empleados de Copromaneu SA insistieron en la idea de que otros frigoríficos de la provincia se puedan hacer cargo del matadero “pero nos dijeron que no. Phielipp ya no quiere saber nada con este tema”, dijo Ponce.
En total son 37 personas las que desempeñaron sus tareas hasta el 24 de agosto, momento en que Copromaneu cerró sus puertas. Los trabajadores se desempeñaban en la faena, acarreo y distribución del producto.
En el último año, la crisis del matadero se profundizó porque ya no tenía faena propia, sólo de otros dos frigoríficos de Neuquén que ahora faenan en Beltrán.
Los trabajadores están en una situación que se denomina “bajo procedimiento de crisis” desde hace dos años. Esto significa que cobran un sueldo mínimo y que culmina en diciembre.
El conflicto se hizo visible nuevamente porque el martes los trabajadores cortaron la Ruta Nacional  22 como consecuencia de no haber recibido el pago de octubre. Copromaneu se encuentra en convocatoria. El expediente es llevado por un juez de Buenos Aires.
“Nos vamos a tener que asesorar bien sobre la convocatoria. Sobre quiénes son sus mayores acreedores, y de la posibilidad de que el juez acepte un plan para el armado de la cooperativa. Phielipp dice que nos deja las instalaciones pero no creo sea tan fácil el tema”, concluyó Ponce.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *