3 de diciembre de 2011 09:47 AM
Imprimir

Expulsar a productores no es sinónimo de sintonía fina

¿Comenzará el tiempo de la "sintonía fina" o los problemas estructurales que aquejan a la producción continuarán sin solución? Esas son las preguntas que muchos se hacen en el sector ante el comienzo de un nuevo período presidencial, apenas dentro de una semana.

Es cierto que la continuidad de la actual administración no hace pensar en que habrá un cambio sustancial respecto de las líneas centrales del llamado “modelo”. La intervención del Estado en la economía, conjugada con la fuerte presión fiscal, persistirán en los próximos cuatro años más allá del cambio de algunos nombres.

Sin embargo, el peso de la realidad se está imponiendo. Por la necesidad que tiene de contar con dólares, el Gobierno decidió ampliar el cupo de exportación de trigo de la campaña 2010/11. Fueron 2,7 millones de toneladas, cuando se esperaban 1,4 millones de toneladas, así podría haber un ingreso de divisas de US$ 621 millones de dólares. Si la apertura se hubiera decidido en julio pasado, el ingreso de dólares hubiera sido de US$ 846 millones, según un cálculo de la Asociación Argentina de Consorcios Regionales de Experimentación Agrícola (Aacrea). ¿En la cuenta de qué funcionario se cargará ese lucro cesante de 225 millones de dólares? Todo eso sucedió por la política conservadora del Gobierno, que teme que falte trigo, algo que sólo sucedió hace 60 años.

Sobre el fin de la gestión de Julián Domínguez, el Ministerio de Agricultura parece haberle ganado una pequeña batalla al secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno. Ahora procurará impulsar otra apertura para el maíz. Se estima que se podrían autorizar unos tres millones de toneladas. La última palabra, como no podía ser de otra manera, la tendrá la presidenta Cristina Kirchner. Si se confirman los rumores no desmentidos por fuentes oficiales y el subsecretario de Pesca, Norberto Yahuar, es designado como ministro de Agricultura se ratificará el criterio de que la cartera agropecuaria estará a cargo de un político y no de un técnico. La segunda línea, según esas mismas versiones, encabezada por el secretario de Agricultura, Lorenzo Basso, seguirá sin variaciones.

Las demandas para el nuevo tiempo ya comenzaron. El miércoles pasado las cuatro entidades por cadena expresaron que “los ROE no funcionan como un registro, sino como licencias no automáticas que provocan interferencias e incertidumbre, que se traducen en sobrecostos en las cadenas y desestimulan el aumento de producción”. Acsoja, Asagir, Argentrigo y Maizar apoyaron los objetivos del Plan Estratégico Agroalimentario (PEA), pero advirtieron que “no se lograrán los objetivos mencionados (una cosecha de 160 millones de toneladas para 2020) si la ecuación es de suma cero”.

Las demandas también se presentaron con la lechería. Lo explicó muy bien un video presentado el martes pasado por la Comisión de Enlace. En la Argentina no está en riesgo el abastecimiento del mercado interno de lácteos, ya que sólo se exporta el 25 por ciento de la producción. Sin embargo, las restricciones a las exportaciones provocaron un achatamiento de los precios que terminaron por perjudicar a los productores. Según el trabajo, que toma como ejemplo el caso del queso pategrass, entre enero y agosto de este año, el litro de leche en el tambo se incrementó en un 5%, mientras que en las góndolas, el aumento fue de un 16 por ciento. La producción, a su vez, padece el aumento de costos y no tiene como trasladarlo. Por ese motivo, una asamblea de productores de la Federación Agraria Argentina (FAA), realizada la localidad cordobesa de Alicia resolvió pedirle una audiencia a la presidenta, Cristina Kirchner para plantearle la crítica situación de los productores tamberos, en particular, de los de menor escala. “No queremos desaparecer”, advirtieron, con tono dramático. Un “modelo” que se precie de productivo no puede volver a expulsar a quienes más hacen por fortalecerlo.

RESUMEN

80.000

Puestos de trabajo

Son los que tiene la lechería

LA FRASE

“El área sembrada y la producción de maíz y sorgo alcanzarán un nuevo récord”

Alberto Morelli

Presidente de Maizar

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *