6 de enero de 2010 13:30 PM
Imprimir

Riego en horticultura

Para determinar si se puede instalar o no un sistema de riego, hay que conocer las limitantes. Algunas de ellas son el caudal y la calidad del agua disponible, así como la repercusión y el impacto que puede tener un equipo sobre el rendimiento y la calidad de la producción total de hortalizas.

Sin lugar a dudas, es difícil hablar de producir hortalizas todo el año si no se cuenta con un equipo de riego pues éste permite aprovechar los precios altos del mercado.
El riego por sí solo no trae los grandes beneficios en la producción. Por eso debe ser manejado con la supervisión técnica de especialistas quienes recomendarán el manejo adecuado en lo que respecta a la densidad de plantas, la época de siembra, los cuidados culturales y la elección del tipo de equipo acorde a la especie que se sembrará, entre otros factores.

SE REQUIEREN EQUIPOS ESPECIALES

En riego se habla generalmente de agua bajo presión, lo que normalmente exige contar con una bomba centrífuga para obtener el caudal y la presión requeridos.
También se necesita instalar una llave de paso, que puede ser del tipo gaveta; un manómetro permitirá regular el caudal y la presión. Si se trata de un sistema de riego por goteo, hay que contar con filtros adecuados; igualmente no se puede hablar de goteo sin fertirrigación.

SISTEMA DE FERTIIRRIGACION

Para suministrar fertilizantes con el riego, se debe disponer de un cabezal de control con equipo de fertirriego, ya sea a través de inyectores tipo venturi, de tanques de derivación o por medio de bombas de pistón.
A la fertirrigación se la conoce también como quimidación, porque son productos químicos los que se suministran a través del agua de riego; además de fertilizantes también se pueden aplicar fungicidas e insecticidas, ahorrando mano de obra y aumentando la eficiencia de los productos.

RIEGO POR ASPERSIÓN

El sistema de riego que más se utiliza en nuestro país es la aspersión, que puede ser fija o móvil. Con la fija se riega toda una hectárea de una sola vez, mientras que la aspersión móvil riega en módulos de 1/4 de hectárea por vez.
La aspersión es un método económico; su mejor utilidad es para regar los cultivos de hojas, tales como acelga, lechuga y repollo, entre otros.

CAÑOS AÉREOS

La aspersión fija también se realiza con caños aéreos, sin necesidad del empleo de picos aspersores, sino solamente con pequeñas aberturas uniformemente distribuidas a lo largo del sistemas de cañerías, que puede estar sujetada por la estructura del invernadero o de los travesaños que sostienen la malla plástica.

MICROASPERSIÓN

Otra modalidad del sistema de riego por aspersión es la microaspersión que permite humedecer áreas más localizadas y con tamaños de gotas muy finas que no dañan las hojas ni producen erosión en el suelo.

RIEGO POR GOTEO

El riego por unidad de planta puede realizarse en forma de goteo localizado, con equipos especialmente diseñados para regar hortalizas. El sistema es útil para el riego de Cucurbitáceas y Solanáceas, tales como el locote, el tomate, el pepino, el melón, la sandía y otros cultivos cuyas hojas, en lo posible, no deben ser mojadas a fin de evitar la creación de un microclima adecuado para la propagación de hongos. Una variación del goteo es el riego por exudación, que es un goteo subterráneo.

VENTAJAS DEL RIEGO

El riego permite planificar la producción para cosechar durante todo el año, sin depender de las lluvias y evitando el riesgo que significan las sequías para el desarrollo de las hortalizas. Estas plantas por lo general tienen raíces poco profundas que no resisten periodos de sequía de más de tres o cuatro días.

EN HORTICULTURA

En horticultura, el riego contribuye a asegurar una buena productividad y una alta calidad de producción.
Por otra parte, este método incluye otras técnicas como el fertirriego, que consiste en aplicar fertilizantes a través del agua de irrigación.
Cuando se trabaja con riego por goteo, se debe cuidar el filtrado. Si el agua tiene arena en suspensión, se debe usar un filtro de malla para evitar que las mismas pasen a las tuberías y después a los emisores.

UTILIZACION DE FILTROS

Cuando el agua tiene materia orgánica, se deben usar filtros de arena para contar con un agua de buena calidad que no obstruya los emisores.

CALIDAD DE AGUA

Para determinar la calidad química del agua, se recomienda hacer un análisis de la misma para determinar la conductividad eléctrica del agua, el pH, el contenido de sales y otras características que se estudiarán de acuerdo a la región.

Ing. Jean Piere Perrier

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *