30 de diciembre de 2011 12:06 PM
Imprimir

No habría más cupos para exportar trigo y maíz

Se garantizará el consumo interno. El resto quedará liberado

El Gobierno nacional dispuso posponer para la próxima semana el anuncio del nuevo sistema de comercialización de trigo y de maíz. Si bien su presentación estaba prevista inicialmente para esta semana, algunas correcciones de tipo legal difirieron los plazos.

De acuerdo a lo expresado por dirigentes agropecuarios, que esta semana se reunieron con el Ministro de Agricultura, Norberto Yauhar, el futuro sistema eliminará los cupos de exportación que afectaban la composición del precio que recibía el productor. En el nuevo modelo, la apertura del comercio exterior se haría de una sola vez, luego de que se realice la reserva del volumen destinado al mercado interno.

Con un consumo doméstico que rondaría los siete millones de toneladas, y una proyección de cosecha total (según la Bolsa de Comercio de Rosario) de 12,8 millones de toneladas quedarían casi seis millones de toneladas para comercializar al exterior. De ese saldo habrá que descontar tres millones de toneladas que el Gobierno autorizó a exportar en junio.

 

En el caso del maíz, el volumen que se podría llegar a exportar sería alrededor de 16 millones de toneladas, si se tiene en cuenta que se reservarían entre ocho y nueve millones de toneladas para la demanda doméstica.

Para la presente campaña, la Bolsa de Comercio de Rosario proyecta una cosecha nacional de alrededor de 25 millones de toneladas.

La eliminación de los cupos permitiría que los exportadores interesados en comercializar el cereal compitan entre sí por la mercadería, lo que garantizaría un mejor precio.

El que mantendrá su vigencia será el registro de operación de exportación (ROE). Para solicitarlo este documento, el exportador deberá contar con el cereal ya comprado o garantizado por contratos en los mercados de futuro.

El titular de la Sociedad Rural, Hugo Biolcati, lamentó que el Gobierno haya dispuesto posponer la definición de la nueva estructura de comercialización interna y externa para el trigo. El dirigente espera que no haya modificaciones en el proyecto, porque “no era nada malo” para los productores.

“Si llega a ser como hemos conversado, no diría que va a ser el sistema ideal, pero va a aliviar mucho la situación de los productores. Casi nos ponemos contentos por poder vender”, explicó Biolcati.

Si bien aclaró que no es lo ideal, el dirigente calificó al futuro mecanismo de comercialización de bastante bueno y que aliviará la situación que atraviesan muchos productores trigueros, no sólo perjudicados por el bajo precio del cereal sino también impedidos de poderlo vender.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *