10 de enero de 2012 20:49 PM
Imprimir

Técnicas para evitar cesáreas en vacas

ESPAÑA : Antes se buscaban los animales culones pero esto provocaba un alto porcentaje de partos problemáticos y por tanto un menor rendimiento reproductivo.

Un reportaje publicado en el diario “El Progreso”, de Lugo, destaca los avances logrados en las técnicas para evitar cesáreas en las vacas de la Raza Rubia Gallega.

La Asociación de Criadores de Raza Rubia Gallega (ACRUGA) destaca que en los últimos años se ha comprobado que el 95 por ciento de las hembras de Raza Rubia Gallega paren sin problemas. Incluso, subrayan que la mayoría de ellas lo hacen solas en el campo sin ningún tipo de supervisión.

Actualmente, según los datos que maneja ACRUGA, publicados en “El Progreso”, el caso de las vacas de Raza Rubia Gallega que necesitan intervenciones solo alcanza el dos por ciento, a diferencia de lo que ocurría a finales del siglo pasado y principios del actual. En aquella época, la facilidad del parto no llegaba al 80 por ciento y las intervenciones quirúrgicas eran habituales.

En cuanto a los motivos, ACRUGA señala la cuidada selección de los toros sementales, de un criterio de selección en el programa de mejora de la raza y de un control de la miostatina o gen del carácter culón.

Así, se ha reducido en casi 5 kilos el peso de la res cuando nace, facilitando el parto. En cuanto al gen de la miostatina, la veterinaria y secretaria de ACRUGA, Ángeles Moreno Grande, hace hincapié en que «lo importante es controlar ese gen para mantener el desarrollo de la masa muscular y, por lo tanto, la producción cárnica, pero evitando que sean culones».

La inspectora de la Raza Rubia Gallega, Ana Tobío, explica que «la facilidad de partos es un aspecto esencial en la selección genética de cualquier raza y, todavía más, en una de actitud cárnica como es la Rubia Gallega». Tobío subraya que «el programa de mejora muestra claramente como las acciones llevadas a cabo en esta línea han conseguido una evolución favorable en la facilidad del parto».

Toros

El control de la hipertrofia muscular bovina o gen culón es también uno de los argumentos que apunta el profesor de la facultad de Veterinaria y experto en Raza Rubia Gallega, Luciano Sánchez, para explicar el porqué de la mejora de esta especie en la facilidad del parto. «Desde hace unos diez años, se realizan pruebas a los toros para vigilar su peso al nacimiento y su constitución ósea, controlando el gen culón.

Por otra parte, los especialistas destacan que la Rubia Gallega es una raza longeva y muy productiva, aunque con un rebaño muy joven. La secretaria ejecutiva de ACRUGA señala que «en la actualidad el 20 por ciento de las 32.000 reproductoras son hembras que están en el primer y el tercer parto, es decir, que tienen menos de seis años». Teniendo en cuenta que su vida puede ser de unos veinte años, «las expectativas que se abren en cuanto a número de partos de estas hembras son muy amplias». Un dato que demuestra esta tendencia es que, según los datos de ACRUGA, «hay vacas de 22 años que han tenido 17 partos».

Por otra parte, Moreno Grande explica que «antes se buscaban los animales culones por motivos económicos, ya que daban mayor rendimiento cárnico y el precio de la carne era mayor que ahora, pero esto provocaba un alto porcentaje de partos problemáticos y, por lo tanto, un menor rendimiento reproductivo de la vaca a lo largo de su vida».

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *