17 de enero de 2012 16:27 PM
Imprimir

Soja & sequía, a 4 años de la 125

Un 17 de enero del año 2008, exactamente cuatro años atrás, el precio de la soja se disparaba y el flamante gobierno de Cristina Fernández analizaba cómo apropiarse de esa renta excedente. Hoy, el impacto de la sequía coincide en la pérdida de la producción de soja. El cuadro de situación.

El 11 de marzo de 2008 el gobierno de Cristina Fernándezestablecía un  incremento de las retenciones sobre las exportaciones de soja, elevando el  canon del 33% al 44% y aplicando un sistema de retenciones móviles que  variaba de acuerdo al precio internacional de la soja. La Resolución 125 no sólo generó una gran  respuesta por parte de los productores y la sociedad toda sino que provocó una de las peores crisis del gobierno kirchnerista.

 
Pero esa ley comenzaba a idearse un tiempo antes. El 17/01/2008 la noticia  fue que el precio de la soja se había disparado. Cristina Fernández llevaba  sólo un mes en el cargo y Néstor Kirchner miraba cómo podía hacerse de esa  renta excedente. Fue en ese entonces que desde su oficina en Puerto Madero,  que por entonces les prestaba Eduardo Elzstain, le pidió a Alberto  Fernández que pensara cómo llevarlo a cabo. El jefe de Gabinete le trasladó  la inquietud al entonces ministro de Economía, Martín Lousteau, quien  delineó con su equipo la polémica Resolución 125. Ley que no sólo marcó ese  año sino la relación del Gobierno con el campo.
 
Por esos días, la soja era oro en polvo: así lo mostraba el diario La Nueva Provincia quien publicaba que expertos en mercados agropecuarios pronosticaron un “piso” de  por lo menos $ 900 para la cotización de la oleaginosa, cultivo que, según  previsiones oficiales, representaría en 2009 un 43% de las exportaciones  totales del país.
 
Hoy, la situación es bastante distinta de aquellos años: El impacto de la  sequía coincide en la pérdida de la producción de soja. El último informe  del Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA) estimó un  recorte del cultivo de la oleaginosa de 1,5 millones de toneladas,  proyectando una campaña final 2011-2012 de 50,5 millones de toneladas. 
 
En lo que lleva enero, los precios FOB oficiales (precio de un producto  exportado en el punto de salida del país, cargado en el medio de  transporte) de la oleaginosa han alcanzado los US$ 469,1 por tonelada,  promedio: alrededor de U$S 40 por debajo del que promediaran los  principales meses decomercialización de 2011, informó el instituto desde el  punto de vista fiscal.
 
En este tan distinto contexto, hoy (17/01) tendrá una nueva reunión de la  Comisión Nacional de Emergencias y Desastres Agropecuarios, con la  presencia de dirigentes de las cuatro entidades que conforman la Mesa de  Enlace, representantes de seis provincias afectadas por la sequía y  técnicos del INTA, que brindarán un informe preliminar.
 
El INTA describirá la situación por regiones y se sabe que filiales  cordobesas ya explicaron que “los maíces sembrados en fechas normales,  septiembre y octubre, son los más afectados” en esa provincia y se estiman  pérdidas en el potencial de rendimiento del 50 por ciento en promedio.
 
A la reunión, que se realizará en la sede de la cartera agropecuaria a  media mañana, también asistirá el ministro de Agricultura, Norberto Yauhar,  el presidente de la Comisión; Haroldo Lebed; y técnicos de Economía, la  AFIP, el Banco Nación, el Banco Central y el Servicio Meteorológico  Nacional.
 
En el primer encuentro dela Comisión de Emergencia que tuvo lugar el jueves  pasado, en el acta quedó consignado que se frenaría el vencimiento de  impuestos y deudas bancarias para ayudar a los productores.
 
También se acordó avanzar con la tramitación de las declaraciones de  emergencia de los distintos distritos afectados, un requisito clave para  destrabar el envío de fondos dela Nación.
 
Además, se señaló que se ampliaría el fondo de Emergencia Agropecuaria de  500 millones de pesos.
 
Buenos Aires, Córdoba, La Pampa, Entre Ríos, San Juan y Neuquén serán las  provincias que participarán del encuentro de este martes.
 
La Comisión está abierta en forma permanente, pero será la primera vez que  concurren los representantes de los Estados provinciales que atraviesan  dificultades por la sequía.
 
En tanto, ayer Yauhar otorgó al gobernador de Santa Fe, Antonio Bonfatti, 5  millones de pesos destinados a pequeños y medianos productores de esa  provincia, a la ganadería y a un canal de agua del norte santafesina.
 
Esta suma forma parte de los 15 millones de pesos que se destinarán a ese  distrito por la sequía.
 
“Los fondos serán en su totalidad para los productores pequeños y medianos  afectados (63 en condiciones de recibirlo), en forma de aportes no  reintegrables”, informó el titular de la cartera agropecuaria.
 
Mientras, en La Pampa, el gobernador Oscar Mario Jorge (PJ) declaró que el  “desastre agropecuario” a 9,4 millones de hectáreas de campos de la  provincia a raíz de la prolongada sequía.
 
El mandatario firmó, a través de un decreto, la prórroga de la declaración  de “Desastre Agropecuario por sequía” en los campos de la totalidad de  lotes de los departamentos Hucal, Caleu Caleu, Utracán, Lihuel Calel,  Chalileo, Limay Mahuida, Curacó, Chical Có y en casi todo Puelén, que  después accederá al trámite nacional.
 
A todas luces, la situación del campo en la  Argentina del 2008 dista bastante de la coyuntura hoy.  Y esto era justamente lo que se temía.
Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *