18 de enero de 2012 10:21 AM
Imprimir

Esso aclara que la suba de precios fue por la eliminación de subsidios al biodiesel y asegura que mantendrá su política comercial con expendedores

Los titulares de estaciones de servicio que comercializan la marca Esso fueron los primeros en quejarse por una disminución en la rentabilidad producto del aumento de precios de la última semana. Sin embargo, fuentes del sector aseguraron a este medio que la petrolera mantendrá su política comercial sin variaciones.

La principal ventaja que tienen los estacioneros que no venden productos YPF es la autonomía relativa para manejar las pizarras y su bonificación. Si bien cada operador tiene cierta libertad para establecer un valor a cada variedad de combustible, las condiciones del mercado no permiten desmarcarse totalmente de los precios que establece la petrolera que acapara el 60% de las ventas. De ahí que todo incremento de costos termina afectando en gran medida los números de las estaciones de servicio porque se hace difícil trasladar esa diferencia al surtidor.

 Los primeros en mostrar su preocupación fueron los operadores que comercializan la marca Esso al denunciar una notoria caída en la rentabilidad. Según explicaron a este medio, en los últimos cinco meses la empresa aplicó ocho aumentos sucesivos en toda su línea de productos. Desde agosto la nafta súper trepó 5.77 por ciento, la Premium, 2.91, el gasoil, 19.04 y el dile Ultra 11.06 por ciento.

 Fuentes del sector informaron a surtidores.com.ar que la petrolera recibió un impacto del 2% en el precio del gasoil porque el biodiesel dejó de beneficiarse con la exención impositiva y ahora paga ITC y tasa hídrica. “Se tuvo que trasladar al surtidor”, admitieron. “No hay intenciones de disminuir la rentabilidad de los operadores”, aclararon a este medio.

A partir del 1º de enero se cayó la exención impositiva al Biodiesel  y se empezó a tributar el 7 por ciento del corte obligatorio que antes no pagaba. “El aumento fue por este ajuste puntual”, precisaron.

 De todas maneras, para llevar tranquilidad aseguraron que “no habrá cambios en la relación con los expendedores”. El posicionamiento de precios de las petroleras también será el mismo pese a las variaciones que sufran los costos productivos. En este sentido fuentes relacionadas a Esso señalaron que “la empresa está monitoreando el mercado constantemente” para mantener su estrategia.

 En caso de que YPF decida subir en algunos centavos sus precios seguramente habrá modificaciones en todas las otras marcas ya que los titulares de estaciones de servicio necesitan recuperar parte de los ingresos perdidos

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *