27 de enero de 2012 20:54 PM
Imprimir

PIDEN INVESTIGAR IRREGULARIDAD EN EL CONTROL DE VACUNAS ANTIAFTOSA

PARAGUAY : Los funcionarios del Servicio Nacional de Calidad y Salud Animal (Senacsa) que cambiaron los resultados de la planilla de control de calidad de las vacunas antiaftosa de la serie 617/09 siguen en sus puestos hasta hoy, lo que demuestra la inacción de las autoridades por aclarar dicha grave irregularidad, lamentó María Eugenia Acosta, del laboratorio Galmedic.

Ya pasaron dos años desde que se denunció formalmente al anterior presidente del Senacsa, doctor Daniel Rojas, sobre la adulteración del resultados en la planilla de control de calidad de vacunas antiaftosa, y no se impulsó investigación o encaminó algún sumario para deslindar responsabilidades, denunció ayer la representante del laboratorio Galmedic, licenciada María Eugenia Acosta.   

Recordó que las vacunas “Aftogen” de la serie 617, de procedencia argentina, habían dado resultados no satisfactorios en el control físico-químico practicado el 24 de setiembre de 2009, pero luego fueron adulterados para que tengan la certificación de “satisfactorio” para que la serie 617/09 pudiera ser aprobada durante la administración Rojas.   

“Por lo tanto, el Laboratorio del Senacsa no puede tener fiabilidad en la aprobación de vacunas antiaftosa si allí se adulteran documentos cambiando los resultados reales por no reales”, aseveró María Eugenia Acosta.  

Añadió que en el análisis de resistencia que se había practicado, dicha serie de vacuna importada se destruyó (rompió emulsión) a las 15 horas de haberse puesto a la prueba de 56 grados, con lo que no cumplió la condición mínima requerida. Resistió solo 15 horas a dicha temperatura.   

Antecedente  

Se debe destacar que esta irregularidad denunciada por Acosta surgió en coincidencia con una resolución del Senacsa que disponía el decomiso y ordenaba la  destrucción de un lote de 1.500.000 dosis de vacunas antiaftosa de la marca Galafto, de Galmedic, el 2 de febrero de 2010.   

Según María Eugenia Acosta, esa disposición oficial de Rojas sacó del mercado unas 1.500.000 dosis de vacunas de Galmedic que estaban destinadas a la campaña de vacunación del 2010. El entonces titular del Senacsa, Daniel Rojas, se defendió diciendo que Acosta era una “vulgar chantajista”.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *