3 de febrero de 2012 13:24 PM
Imprimir

Cosecha de soja en Córdoba: – 26,5%

Proyectan 8,59 millones de toneladas, tres millones menos que en 2011, equivalentes a U$S 870 millones.

La cosecha de soja en la provincia caería en esta campaña un 26,5 por ciento, para alcanzar los 8,59 millones de toneladas (tres millones menos que en 2011), de acuerdo con el último relevamiento del Sistema de Información de la Bolsa de Cereales de Córdoba.

Con un 52 por ciento de los cultivos en estado “regular a malo”, se espera compense su situación con las siembras tardías de diciembre a principios de enero, indica el informe.

A los valores actuales (290 dólares por tonelada para entrega mayo), esa merma representa 870 millones de dólares.

 El 65 por ciento del maíz se consigna en estado “regular a malo” y, en función de esos datos, se proyecta una baja del 40 por ciento en la producción esperada respecto de la campaña anterior, ubicándose en 5.172.488 toneladas.

“Acompañando este sombrío panorama, la soja también vería gravemente afectada su producción; se estima caería un 26,5 por ciento”, señala el informe.

En tanto, los cultivos de sorgo y girasol tuvieron un mejor comportamiento ante la falta de precipitaciones en general.

La cosecha de girasol comenzó en los departamento Río Primero y San Javier con rendimientos en el orden de los 17 quintales en secano y 23 quintales bajo riego.

Más datos. Teniendo en cuenta que el maíz se siembra en su mayor parte antes del mes de noviembre para aprovechar el potencial genético de los materiales utilizados, mejorar la cantidad de fotoasimilados traslocados y para escapar de las altas temperaturas de enero. Las deficiencias pluviométricas durante su etapa crítica de desarrollo entre el mes de diciembre y principios de enero truncaron esa expectativa.

En base a una red de colaboradores, se pudo estimar provisoriamente para el maíz una merma en la producción esperada del 40 por ciento respecto de la campaña anterior. Así, al 20 de enero, se proyectan 5.172.488 toneladas, notablemente inferior a los 8.657.543 toneladas producidas en la campaña 2010/2011.

En el caso de la soja, con una merma del 26,5 por ciento, la producción estimada al 20 de enero es de 8.590.285 toneladas para la campaña 2011/2012.

Estado de los cultivos. Según el informe, el cultivo de maíz se encuentra en su mayor parte en estado de “malo a regular (65 por ciento), mientras que para la soja, con un 52 por ciento de estado “regular a malo”, se espera compense su situación con las siembras tardías de diciembre a principios de enero.

El promedio ponderado del estado general muestra además que sólo el siete por ciento de la superficie relevada de maíz acredita un estado “muy bueno”, en tanto otro 27 por ciento se consigna como “bueno”. En el caso de la soja, un 39 por ciento se reporta en estado “bueno” y ocho por ciento “muy bueno”.

El informa también analiza dos fechas de imágenes Modis   en las que se aprecia la diferencia en el estado de los cultivos, destacándose este año respecto del anterior un menor vigor en diversas zonas de la provincia, variando en tonalidades amarillas a pardo-rojizas donde hay cultivos con distintos niveles de vigor y lotes en barbecho sin sembrar que se presentan en colores celestes y azulados.

Las zonas mas afectadas serían los departamentos General Roca, este de Río Cuarto, Presidente Roque Sáenz Peña, Juárez Celman, norte de San Martín y Unión, oeste de San Justo y centro a noreste de Río Primero.

Estas diferencias pueden ser explicadas principalmente por las diferencias negativas que se Dieron en las precipitaciones para el mes de diciembre de 2011, se indica.

Repitiendo la situación de diciembre de 2011 versus diciembre de 2010, las precipitaciones registradas en enero siguen siendo menores que para el año anterior, salvo en los departamentos General Roca, Roque Sáenz Peña y Río Seco. Para los dos primeros departamentos, la ocurrencia de lluvias no mejoró el estado de los cultivos sembrados antes de noviembre del 2011, dice el informe.

El NOA, en veremos

Se define la campaña. Según el Movimiento Crea, en las provincias del noroeste  argentino (NOA), parte de los rindes esperados en soja y maíz ya se evaporaron  por la falta de agua. Pero ahora se necesitan lluvias abundantes de manera  inmediata para que las pérdidas no sean mayores. Las precipitaciones que estaban  anunciadas para comienzos de esta semana pasaron de largo en muchas áreas  productivas de la región y ahora todas las expectativas están puestas en las  lluvias previstas para estos días. El impacto de la sequía también repercutirá  en el sector ganadero regional

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *