3 de febrero de 2012 08:26 AM
Imprimir

Gremios exportadores critican medidas a la importación impuestas por Argentina

CHILE : Los importadores de ese país deberán presentar por anticipado una declaración jurada de sus compras en el exterior.

El miércoles entraron en vigencia una serie de medidas impuestas por el gobierno argentino para controlar las importaciones, en su intento por evitar la salida de divisas del país. Una de ellas es la Resolución General 3252/2012, que obliga a las empresas locales a realizar una declaración jurada anticipada de las internaciones que harán.

Así, la decisión exige a los importadores que entreguen información respecto de la intención de compra en el exterior, mediante la citada declaración, que luego debe pasar a una “ventanilla única” de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) para su autorización. Esta última entidad tendrá 72 horas para responder las declaraciones, pudiendo contar con un plazo extra de diez días.

La norma incluye a todos los bienes para consumo en el ámbito nacional, sean intermedios o finales. Sin este visto bueno, los importadores argentinos no podrán emitir orden de compra, girar divisas, ni abrir cartas de crédito.

Esta medida contravendría las disposiciones de libre comercio del Mercosur, bloque del que Chile es país asociado. El tratado contempla la libre circulación de bienes, servicios y factores productivos entre países; el establecimiento de un arancel externo común; y la adopción de una política comercial común.

Si bien los envíos de Chile hacia Argentina no tienen mayor relevancia sobre el total de las exportaciones, la medida no fue bien recibida a nivel local. El presidente de la Asociación de Exportadores de Chile (Asoex), Ronald Bown, señaló: “Esta es una situación que afecta a muchos productores y exportadores frutícolas de todo tipo, por lo que ya desde hace varias semanas hemos estado en contacto con las autoridades de ProChile y de la Direcon, así como con la Sofofa”.

También se sumó a las críticas la Federación Gremial Nacional de Productores de Fruta (Fedefruta), encabezada por Antonio Walker. El líder gremial dijo que pese a que los montos de envíos al país trasandino no son importantes, “se trata de un país vecino con el que siempre estamos negociando”. Según datos de la asociación, de los 17 millones de toneladas de fruta que exportan a Latinoamérica, no más de 850 mil se dirigen a Argentina.

Walker explicó que el problema es que los envíos de fruta corresponden a productos perecibles que no pueden esperar 72 horas o diez días en aduana, mientras se realiza el trámite de la declaración jurada. “Uno va perdiendo confianza en ese mercado”, agregó.

Por su parte, Roberto Fantuzzi, presidente de la Asociación de Exportadores de Manufacturas (Asexma), agregó: “Hay un acuerdo entre Chile y Argentina que debiera ser respetado”. El empresario echó de menos que el Gobierno tome medidas ante el problema que genera la resolución, como sí lo hicieron las autoridades de Uruguay y Brasil.

En 2011 las exportaciones a Argentina sumaron US$ 1.183 millones, según los datos del Banco Central, versus los envíos totales de Chile que alcanzaron a US$ 80.586 millones en igual lapso.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *