21 de enero de 2010 22:07 PM
Imprimir

Mejoró el precio de la carne, pero ya se esperan faltantes

Las cifras para cría e invernada fueron en 2009 entre 42 y 53 por ciento, en comparación con 2008. Mientras subieron los pagos de compensaciones a feedlots, el peso de faena bajó a 210 kg., frente a los 226 de 2006.

El año 2009 cerró con alzas en las cotizaciones para las categorías de invernada, algo que se venía esperando desde hace ya varios meses. El aumento interanual se encontró entre el 55 y 66 por ciento dependiendo de la categoría a invernar. Al considerar el efecto de la inflación (oficial) los aumentos disminuyen, en promedio, un 30 por ciento.
Si bien durante esta época del año, por lo general, las cotizaciones de este tipo de animales aumentan debido a la menor oferta estacional, estos valores no se alcanzaban (en moneda constante) desde noviembre de 2005, lo que indicaría una menor oferta comparada a años anteriores, con lo que podría suceder que algunos engordadores estén saliendo a comprar en forma adelantada, dado que es sabido que durante la zafra la producción de terneros no alcanzará a satisfacer la demanda del engorde, manteniéndose de esta manera los precios actuales e incluso aumentando considerablemente si se agilizan los pagos de las compensaciones a los feedlots, según dio a conocer el Informe de Hacienda de AACREA.
En cuanto a los feedlots, según las estadísticas publicadas por la ONCCA, durante 2009 se autorizaron 2.449 pagos, por un total de 678 millones de pesos, representando un 31,7% del total de compensaciones otorgadas por dicha entidad. En el año se autorizaron 392 pagos más que durante el período 2007-2008, siendo la diferencia en pesos por un total de 32,97 millones. Esto indica que el engorde a corral cada vez depende más de compensaciones para ser rentable y poder garantizar una oferta constante de carne.

HACIENDA GORDA

Los mercados están atravesando una caída muy fuerte de oferta, la cual promete bajar aún más, dado el poco encierre que se viene dando en los últimos tres meses a causa de la incertidumbre que se generó por la falta de pagos de subsidios, sumado a las abundantes precipitaciones.
Debido a esto, hace ya tres meses el precio de la hacienda gorda viene aumentando, siendo las categorías livianas (novillitos, vaquillonas y terneros) las que registraron mayores alzas durante este período (21%).
Al comparar los precios promedio del mes de diciembre de 2009 respecto del mismo mes de 2008 se observa que los valores han aumentado en todas las categorías alrededor de un 50%. Si bien este aumento se debe al mayor valor de la invernada y a la mayor demanda de carne debido a las fiestas de fin de año, debe recordarse que a fines de 2008 el precio de la hacienda cayó fuertemente debido a la crisis internacional. Esto explica en gran parte esa diferencia.
Ahora, al comparar los precios promedios pagados durante 2008 y 2009 surge que durante este último año los mismos fueron entre un 5% a un 8% mayores dependiendo la categoría. En ningún caso se alcanza a la inflación oficial (la que rondaría el 10%). De esta manera durante el 2009 el precio expresado en moneda constante, pagado por la hacienda con destino a faena fue entre 0,6% menor (novillos) hasta un 6% menor (en las vacas) que el pagado en promedio durante 2008. Esto da claras muestras que el precio, no ha aumentado lo que le correspondería.
Como se comentó, para los próximos meses se espera que los precios aumenten aún más, dada la menor reposición de los feedlots, quienes hace ya unos años mantienen la oferta de carne durante los primeros meses del año. Esta escasez se verá en uno o dos meses en las góndolas, teniendo que reducirse el consumo por habitante.
No se sabe qué medidas se tomarán esta vez para evitar el aumento de precios, pero queda claro que bajo este contexto no ayudaría el aumento del peso mínimo de faena, el cual pasaría a 280 kg/cab. a partir de febrero del corriente año de acuerdo a la Resolución n° 57/2010.
Si bien es de fundamental importancia implementar políticas serias en este tema, fijar un peso mínimo no parecería ser lo acertado, dado que bajo este contexto lo único que hace es desalentar a los engordadores.
El peso medio de los animales faenados durante los últimos cuatro años creció. El mayor peso se registró durante el año 2006. Este peso fue producto de las buenas perspectivas del mercado de carnes nacional e internacional durante 2005, lo que incentivó a los productores a invertir en el negocio ganadero y producir animales pesados. De acuerdo a estimaciones del Ministerio de Agricultura el peso medio de faena durante los primeros 10 meses de 2009 habría sido 210 kg/res faenada, 16 kg menos que el alcanzado en el año 2006. Así, tras cuatro años de políticas incorrectas en materia ganadera se puede decir que el país dejó de generar durante 2009, 240 mil t de carne (considerando una faena de 15 mill. de cab) debido al menor peso de faena.

EXPORTACION

Según la ONCCA, durante los primeros once meses del 2009 se autorizaron para la exportación alrededor de 1,2 mill. de tn de productos cárnicos, mientras que las toneladas netamente exportadas fueron de 615 mil tn, según SENASA para el mismo período, siendo este valor un 49% inferior a las solicitudes aprobadas.
Calculando los datos acumulados de la exportación de carnes (Hilton, Frescas y Procesadas) desde enero a noviembre de los últimos cinco años, se puede observar la fuerte caída de 2006, que se repite nuevamente en 2008. Sin embargo en el 2009 se produce un incremento notorio del 59%, producto de una mayor exportación de carnes frescas, que alcanzó un valor de 335 mil t de carne.
Este valor, sólo fue observado, en el año 2005, en el cual las exportaciones eran libres.
Esto contrasta mucho con la percepción que se tiene hoy en día sobre el retraso de las exportaciones, pero no hay que olvidar que los valores del último año son producto de un retraso en la entrega de los cortes en el cierre del año 2008. En ese año se registraron menos de 250 mil tn exportadas, dejando un alto valor para el comienzo del 2009, donde nuevamente en los primeros cuatro meses del nuevo ciclo prácticamente no se exportó Cuota Hilton.
Sólo se llevan vendidas 1,65 mil tn de julio a noviembre de 2009, representando un 6% del total, cuando en este período del año anterior rondaba las 4,65 mil tn, y donde en promedio se llegaba a designar el 40% del cupo con valores superiores a las 10 mil tn. Esta caída perjudica no sólo al mercado interno sino también peligra el cumplimiento de la misma, que deberá entregar en promedio todos los meses que restan 3,7 mil tn, valor difícil de alcanzar dado que hasta ahora no se ha dado que en siete meses se cumpla con el otro 94% del cupo.
Si se calcula el precio al cual fue vendida la Cuota Hilton, en el mes de noviembre, se recaudó entre 6 a 7 mil $ más que los demás cortes, con lo cual se puede apreciar la importancia que tiene en el ingreso de capital, y como el país dejó de ganar en los meses que no se exportó dicho Corte.
Esta información se terminará de completar cuando tengamos toda la información del mes de diciembre, y en ese caso se pueda hacer al balance completo del 2009.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *