30 de abril de 2012 19:36 PM
Imprimir

Escolaso de la soja: Lo que ignora/no sabe el cristinismo

Estupidez cristinista: se alegran porque sube el precio de la soja pero prefieren ignorar que sube a causa de la menor producción argentina. Luego, no se preguntan cómo impactará el alza en el precio de la soja sobre los precios de los alimentos, que es un tema que ya interesa al diario Financial Times. El lunes 30/04, los futuros de la soja bajaron por 1ra. vez en 5 días, luego de que aumentaran la semana pasada al nivel más alto desde julio de 2008 lo que llevó a los inversores a una toma de ganancias, mientras que los futuros del maíz se mantuvieron estables después del 5% del viernes.

En la Bolsa de Chicago, donde se fijan los precios de los commodities globales, los futuros de la soja para entrega en julio cotizaron perdiendo 0,55% respecto al cierre del viernes 27/04. Hubo toma de ganancias de muchos inversores institucionales. En el gran juego de los commodities hay mucho de especulación financiera.

 
Más temprano cayeron hasta 0,35%, a US$ 14,8513 el bushel (un saco de 25 Kg.). Los precios habían llegado el viernes a US$ 15,0638 por bushel, el nivel más alto desde el 13/07/2008.
 
Los futuros de la soja aumentaron por 1ra. vez en casi 4 años, y el Departamento de Agricultura de USA dijo que los agricultores de ese país vendieron 1,4 millón de toneladas, por encima de las expectativas comerciales de 850.000 a 1,3 millón de toneladas, aprovechando el precio.
 
China compró casi el 60% del total semanal.
 
Además, el USDA confirmó la venta de 110.000 toneladas de soja estadounidense a China para su entrega en la campaña 2012-2013, que comienza el 01/09.
 
La agencia informó de otra venta, de 116.000 toneladas, a un destino desconocido, aunque el mercado volvió a apuntar a China, el mayor consumidor mundial de soja, casi el 60% del comercio mundial del grano en la temporada 2011-2012, de acuerdo con el USDA.
 
Mientras tanto, la preocupación es la sequía de los cultivos en los principales cultivadores en el sur de América proporcionaron apoyo adicional.
 
La Bolsa de Cereales de Buenos Aires bajó el jueves 26/04 su pronóstico para la cosecha de soja de Argentina de 43 millones de toneladas, frente a una estimación anterior de 44 millones.
 
La sequía impactó en las producciones argentina, brasileña y paraguaya, aunque el gobierno de Cristina Fernández prefirió menguar todo debate sobre el tema.
 
La especulación ha sido alimentada por la rebaja del USDA que recortará sus propias estimaciones sobre la producción de soja argentina, en su próximo informe de oferta y demanda, a principios de mayo.
 
La Argentina y Brasil son exportadores de soja importantes y compiten con USA por los negocios en el mercado mundial. Una pesimista perspectiva de las cosechas argentina y brasileña podría aumentar la demanda de soja estadounidense.
 
Los precios de la soja han subido casi 20% desde principios de febrero, y casi el 6% en abril, ya que el sentimiento del mercado ha sido dominado por las preocupaciones sobre los cultivos en dificultades en los principales productores de soja de América del Sur y en la demanda de los consumidores con la esperanza de que China seguirá siendo un consumidor robusto a corto plazo.
 
El Frente para la Victoria supone que la producción de la actual campaña 2011-2012 brindará al Gobierno, en derechos de exportación, unos US$ 8.500 millones pero no ha reparado
 
> en los productores que tendrán un ingreso menor al previsto;
 
> en la decisión de los productores de utilizar su capacidad de ensilaje para regular el momento en que ingresarán ese producto al mercado. Ellos atenderán a su propia conveniencia y no a las necesidades del Ejecutivo Nacional; y
 
> el alza del precio de la soja dispara las alarmas sobre una posible subida de los alimentos, según el diario Financial Times. Las sequías en América Latina han reducido la producción mundial e incrementado el precio hasta niveles cercanos a los de la crisis alimentaria de 2007-2008.
 
Luego, ¿qué hará el emporio aceitero, que tendrá menor materia prima para atender su capacidad instalada?
 
El Ministerio de Agricultura fijó el precio FOB (puesto en puerto) a US$ 566 la tonelada de soja: 43 millones de toneladas equivalen a US$ 24.000 millones para la cosecha de soja 2011-2012, de acuerdo a Ernesto Ambrosetti, economista jefe de la Sociedad Rural Argentina (SRA).
 
La campaña es considerada “mala” por la sequía que afectó sus rindes, y que le hizo reducir en 1 millón de toneladas las previsiones a la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, con una producción de 2.360 kilos por hectárea en promedio.
 
El año pasado se habían recolectado 49 millones de toneladas, pero los precios eran menores. Ahora la Bolsa espera 43 millones.
Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *