5 de febrero de 2010 19:24 PM
Imprimir

El control parasitario al destete

Entre febrero y marzo comienza en la mayoría de los rodeos de cría de la región la realización de los destetes de los terneros. En esta etapa del manejo del rodeo es fundamental la programación de las vacunaciones preventivas a realizar y la planificación del control parasitario.

La información epidemiológica existente sobre la enfermedad parasitaria en nuestra región permite considerar una serie de factores que juegan un papel relevante en la ocurrencia de la enfermedad para diseñar estrategias eficaces y rentables económicamente.

¿Qué elementos y factores debemos considerar?
Por qué se debe tratar

Los terneros a la edad del destete tradicional – 6 a 8 meses – no tienen las defensas contra los parásitos desarrolladas para hacer frente a las cargas endoparasitarias (larvas) que ingieren con el consumo de los pastos. Esto es más importante cuando la cantidad de leche de las madres no es proporcionalmente el componente más importante de su alimentación. Los daños que pueden ocasionar los endoparásitos a tan baja edad – si la carga es importante – son muy graves si la dejamos avanzar. No sólo se altera la digestión y disminuye el consumo, sino que se retrasa el crecimiento y esto no tiene compensación posterior. Los kilogramos que se pierden de ganar en esta etapa, son una pérdida económica para la empresa ganadera.

El historial de los potreros

Como las larvas parasitarias del año anterior sobreviven en una alta proporción durante el otoño es importante conocer la estrategia de tratamientos y la carga animal que se utilizaron sobre los potreros en el otoño e invierno anterior. Debe considerarse si hubo o no problemas parasitarios visibles porque ello nos indicaría los riesgos que esos potreros pueden representar para la nueva y sensible camada de terneros a entrar. Potreros manejados con bovinos adultos en otoño invierno previo tendrán menos riesgo que los utilizados por destetes.

Pasturas nuevas implantadas sobre potreros agrícolas tendrán mínimo riesgo comparados con potreros que fueron netamente ganaderos. Verdeos en potreros que fueron previamente agrícolas son ideales para terneros de destete. Si los verdeos se realizaron sobre potreros ganaderos hay más riesgos, lo que significa más controles y posiblemente tratamientos.

La historia de los productos antiparasitarios y estrategias usadas

Debido a la detección de casos de resistencia parasitaria a las drogas de más frecuente utilización (endectocidas) durante los últimos 4-5 años en bovinos de invernada, debe plantearse un llamado de atención para asegurarse que las drogas a utilizar mantengan la eficacia original. Se debe considerar cómo se han usado previamente los productos antiparasitarios (estrategias): qué calidad podrían tener, la repetición (frecuencia) de los tratamientos, con sus fechas y dosis. Estos datos pueden contribuir a dar una idea sobre la eficacia de los tratamientos y la posible resistencia de los parásitos a los mismos.

La comprobación de la eficacia se puede estudiar con más detalles – sin ser un método muy engorroso – en un número pequeño de animales. El test se denomina "Test de la reducción de la cuenta de huevos parasitarios (o hpg) ". El hecho que una droga haya perdido eficacia puede resultar en una pérdida que va desde unos pocos kilos hasta 30-40 kg. (Esto fue detectado y estudiado en detalle en un establecimiento en el partido de Pehuajó). Es por ello que aconsejamos, en caso de duda, realizar la consulta al veterinario y/o al INTA más cercano.

Diseño de la estrategia: manejo y drogas (productos)

El principio básico de la prevención es que los animales más indefensos – como son los terneros de destete – reciban la menor cantidad de larvas infestantes posible al iniciar la recría, para evitar la multiplicación de gran número de parásitos y posteriores daños en el tracto digestivo.

En general es conveniente que al ingresar los terneros de destete a una pastura de recría lo hagan sin aportar parásitos nuevos (huevos-larvas de su tracto digestivo) a los que normalmente las pasturas ya tienen. Las nuevas larvas pueden vivir muchos más meses que las que ya están desde el año anterior cuyo número declina mucho hacia el final del invierno.

El manejo de la resistencia a los antiparasitarios

Considerando el problema que está surgiendo en algunos campos donde ha habido en los últimos cuatro años un uso muy intensivo de la misma familia de droga se recomienda estudiar la posibilidad de resistencia a esas drogas que se han estado usando. Esto es realizando el test de reducción de la cuenta de huevos en materia fecal (hpg).

Para minimizar la aparición de cepas resistentes de parásitos se recomienda utilizar drogas de poca persistencia (o efecto residual) como el levamisole o varios de los bencimidazoles en los tratamientos de final de verano inicio de otoño, como son al destete y hasta mayo. Esto es porque hay un bajo número de larvas disponibles y con esas drogas hay menos chance de seleccionar parásitos resistentes. Cuando el número de larvas aumenta a finales de otoño puede entonces ser conveniente el uso de endectocidas de mayor efecto residual o persistencia. Si al destete hay animales con signos evidentes de sarna o alta carga de mosca de los cuernos entonces el endectocida es la droga de elección.

Conclusiones

Es importante cuidar el buen desarrollo de los terneros entre el período de destete hasta agosto repitiendo los tratamientos. Considerar en especial las drogas a elegir, utilizando siempre las de calidad garantizada – sobre todo en épocas críticas – por su eficacia, espectro de acción y persistencia. Pero todo esto es lo que hay que discutir con el profesional veterinario y los especialistas en estos temas que se pueden consultar. El INTA Balcarce cuenta con especialistas para estudiar estos casos y diseñar programas acordes a cada situación.

Dr. Carlos Entrocasso, MV, Ph.D.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *