10 de noviembre de 2009 02:37 AM
Imprimir

Advierten que es extremadamente riesgoso producir soja en campo arrendado sin coberturas de precios

La mayor parte de la facturación de las empresas agrícolas que arriendan campos provendrá de soja: entonces, estamos obligados a tener coberturas de precios; muchos aún no han tomado conciencia de esto".Así lo indicó hoy ...

La mayor parte de la facturación de las empresas agrícolas que arriendan campos provendrá de soja: entonces, estamos obligados a tener coberturas de precios; muchos aún no han tomado conciencia de esto”.Así lo indicó hoy Sebastián Salvaro, especialista del área de Investigación & Desarrollo del Movimiento CREA, durante una conferencia ofrecida en el 11º Seminario de Comercialización de Granos que se está desarrollando en Pergamino.

Más del 60% del área agrícola argentina se produce en campos de terceros. En el ciclo 2008/09 muchos arrendatarios aceptaron tomar un elevado nivel de endeudamiento para afrontar altos valores de los alquileres agrícolas. Pero por la sequía los ingresos fueron bastante inferiores a los proyectados.

“Muchas empresas se tuvieron que endeudar mucho en 2008/09 y el resultado fue desastroso”, apuntó Salvaro, para luego añadir que en el ciclo 2009/10 se presenta, además de un endeudamiento superior al registrado en la campaña anterior, una concentración de la facturación esperada en la suerte que corra el cultivo de soja.

“Mucho nivel de apalancamiento y mucha soja: eso nos lleva a pensar que tenemos que realizar coberturas adecuadas para no quedar fuera del partido en el ciclo 2010/11”, indicó el técnico según un comunicado difundido por el Movimiento CREA.

Salvaro hizo referencia al caso real de una empresa con campo arrendado de la localidad de Pergamino que ya cubrió el 75% de su producción estimada de soja 2009/10 con diferentes herramientas comerciales combinadas.

“Esta empresa vendió forwards por el 25% de la cosecha (proyectada), hizo un put sintético por otro 25% y un futuro sintético por otro 25%; si en cosecha el valor de la soja se ubica en 180 u$s/tonelada, el precio piso asegurado con estas herramientas para esta empresa es de 207 u$s/tonelada, un valor que se encuentra por encima de su precio para cubrir los costos de producción”, explicó.

“El costo de esta combinación de herramientas es del 1% de la facturación proyectada de la empresa; los gastos son poco significativos en términos relativos”, agregó el especialista.

“Esto se hace con capacitación, asesoramiento y focalización en las personas; algunos dicen que no tienen tiempo ni personal para dedicar a la planificación comercial, pero les aseguro que con buenos resultados van a tener más que paga la remuneración de las personas que se dediquen al tema comercial”, advirtió Salvaro.

La planificación comercial es importante para todas las empresas agrícolas. Pero lo es mucho más en aquellos casos en los cuales se trabaja en campos arrendados, con un nivel de apalancamiento alto y con un riesgo climático de consideración.

“Tenemos que mirar precios más que nunca, porque hoy entre el 75% y 80% de la facturación (prevista para el ciclo 2009/10) de muchas empresas está concentrado en la soja”, recomendó Salvaro.

Entregar mercadería cuando se necesita dinero fresco no significa necesariamente que ese sea el mejor momento para hacerlo. El hecho de que los empresarios agropecuarios sean tomadores de precios no implica que no puedan aprovechar los beneficios que puedan aportar las variaciones estacionales.

“La estrategia comercial debe estar alineada al objetivo que tiene la empresa; si no tenemos un plan financiero es muy difícil trazar una estrategia comercial”, concluyó Salvaro

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *