6 de marzo de 2010 09:08 AM
Imprimir

Uruguay  –   Temen que el Plan Agropecuario pierda su independencia

Fuentes del IPA expresaron que ello puede ocurrir en lo político, en lo técnico y en la gestión, pero aceptan que es un tema a discutir.

Si bien la idea del ministro de Ganadería, Agricultura y Pesca (MGAP), Tabaré Aguerre, de reformular el Instituto Plan Agropecuario (IPA) es en general un tema a discutir con las gremiales rurales que integran la institución, se entiende que el planteo en su parte medular le haría perder independencia política, técnica y de gestión, confiaron a El Observador Agropecuario fuentes del IPA.
Reformular al IPA por medio de una legislación tiene sus pro y sus contra, pero se entiende en su dirigencia que esta forma de gobierno es precisamente una fortaleza de la institución.
Aguerre quiere un IPA con un funcionamiento similar al Instituto Nacional de Investigación Agropecuaria (INIA), con financiamiento del Estado en un 50% y representación en mayoría de dos delegados del Poder Ejecutivo en su directiva.
En el caso del IPA, que cuenta con financiamiento de Rentas Generales en una cifra en pesos que no se actualiza desde el año 2000, el MGAP tiene un solo representante frente a cuatro de las gremiales –Asociación Rural del Uruguay, Federación Rural, Cooperativas Agrarias Federadas y Comisión Nacional de Fomento Rural– y un presidente designado por las mencionadas instituciones rurales.
Desde ese punto de vista se comprende que el MGAP quiera tener poder de decisión y que participe en su financiamiento “miti y miti”, como graficó el ministro.
Aguerre dijo el miércoles 3 luego de entrevistarse con representantes de Cooperativas Agrarias Federadas (CAF) y la Asociación Rural del Uruguay (ARU), que coincidió con los dirigentes rurales en considerar la necesidad de definir “qué tipo de IPA queremos”.
Coincidieron en que se debe trabajar en generar tecnologías para la ganadería vacuna y ovina, para que especialmente los pequeños y medianos productores puedan acceder a ellas.
Dijo que es necesario aplicar recursos técnicos en el manejo y reproducción vacuna y ovina para lograr el necesario aumento de los porcentajes de procreo.
El ministro sostuvo que actualmente el MGAP tiene una apuesta fuerte con el Proyecto Ganadero que por limitaciones (económicas) solo atiende a pequeños ganaderos, que tienen dificultades derivadas de su tamaño predial para acceder a las tecnologías. Representan unas 400.000 vacas o sea el 4% del rodeo nacional de esa categoría.
“Pero queremos ampliar el foco, queremos tener una política de impacto ampliando el tamaño sobre los productores que queramos trabajar y por eso necesitamos los recursos del IPA. Para eso tenemos que establecer claramente los objetivos del IPA”, dijo Aguerre.
El ministro adelantó que está dispuesto a hacer una apuesta en el futuro, que tendrá que discutirse con los legisladores, de que el IPA crecerá de la manera más genuina que puede crecer una empresa asociativa, es decir, con el aporte del sector privado.
Aguerre dijo no tener inconveniente en que sigan participando los productores en la dirección del IPA, en la medida que en la nueva ley se establezca que el crecimiento presupuestario del IPA sea en partes iguales, entre el Estado decidiendo en las políticas prioritarias y los privados participando

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *